Son las Operaciones, Estúpido

ExcellenceEn los duros años de la crisis, la mayoría de las empresas se han dedicado a la reestructuración financiera pensando que su problema, derivado de la dura crisis financiera, era las finanzas. Quizás tenían razón, su problema eran las finanzas, pero arreglar un problema nunca es una buena solución. Lo importante es arreglar las causas que generan dicho problema, y sobre todo encontrar la causa raíz, y solucionarla.

Naturalmente las empresas tienen que controlar la caja, la rentabilidad y la morosidad, así mismo es importante refinanciar la deuda y optimizar el circulante. Reestructurar las finanzas solo sirve para lavar la cara durante un breve periodo, después todo vuelve a su sitio, hacer solo eso no sirve para nada. Se puede intentar pagar más tarde, cobrar antes, reducir stock, … y el activo, el pasivo, y por consecuencia el balance, aparecen más presentables y con una mejor cara. Pero insisto, no sirve para mucho.

Tradicionalmente el área de operaciones se ha orientado a la reducción de costes y al incremento de la eficacia y la eficiencia en los procesos, así como a la potenciación del rendimiento de las personas. Eso tampoco es ya suficiente. La Excelencia Operativa se ha convertido en el elemento clave estratégico para los responsables de las empresas.

La reestructuración operativa, y la excelencia operativa son las claves. Para reestructurarse hay que definir los procesos de tal forma que podamos alcanzar los objetivos estratégicos, utilizando las personas y los conocimientos apropiados que nos permitan crecer rápidamente y crear valor, diferenciándonos de la competencia siendo más competitivos, tanto en precio como en diferenciación, y eso solo se consigue aplicando la excelencia operativa.

La excelencia operativa se aplica a un nivel estratégico, no solo de operaciones, y tiene una repercusión directa sobre la organización, consiguiendo beneficios en el ámbito de la relación con el cliente, la mejora de calidad del servicio y la reducción de la complejidad en el negocio.

Las empresas que han desarrollado conceptos de Excelencia Operativa, según un estudio realizado por el Board of Manufacturing and Engineering Design, muestra han conseguido enormes mejoras en productividad, tales como:

• Incremento de la productividad de fabricación, hasta un 70%

• Incremento de la calidad del producto, hasta un 400%

• Mejora de la capacidad de fabricación, hasta un 25%

• Disminución de inventario, hasta un 60%

• Reducción del tiempo total de la introducción de productos, hasta un 60%

Con estas mejoras se puede concluir que la Excelencia Operativa no es un capricho ni una moda pasajera, es una necesidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio. .

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar